Mi aventura de escribir. Podcast: Destruction Bay.

Mi aventura de escribir. Podcast. Destruction Bay.

podcast

¡Hola! ¿Qué tal, queridos aventureros? Bienvenidos una vez más al podcast de Mi aventura de escribir, el podcast de los lugares extravagantes.

Y es que de eso vamos a hablar hoy, de un lugar especial que existe y no existe a la vez.

Hoy te voy a hablar de Destruction Bay.

Que tú dirás… ¿y qué carajo es Destruction Bay?

Si lees mis novelas el nombre te sonara bastante. Si no, pues no.

Empecemos por el principio. Destruction Bay es una ciudad que aparece en mis novelas como un refugio secreto de la Comunidad Mágica. Allí van a esconderse de La Orden muchos y sus habitantes van rotando dependiendo de si necesitan o no esa protección.

En realidad, Destruction Bay existe. Es una pequeña ciudad en el Yukon, Alaska, con menos de veinte habitantes y a la que solo se puede llegar en coche. Perteneció a esas ciudades que se crearon en la época de la fiebre del oro y que lo único destacable que tiene hoy en día son sus paisajes. Esos son de los que quitan el hipo, sin duda alguna.

Yo cogí prestado su nombre y su localización para crear este refugio al que hice referencia en El Guardian. Es ahí a donde se dirigen Paul y Alger, guiados por Charles, para huir de La Orden y su persecución.

En esta pequeña ciudad hay unos habitantes fijos, como su sheriff, Ronald, su alcalde, Edgar o Jerome, el enterrador local.

También estaría Rose, única humana en el pueblo.

Esos serían los habituales y fijos, pero por el pueblo han pasado (y pasaran) varios personajes de la saga ya sea buscando protección o información.

Han pasado por ahí Paul y Alger, de El Guardián, como he dicho. Pero también pasó en su momento Charles, buscando información y luego se hizo un recurrente como vimos en El Guardián y veremos en otra futura novela.

Jon y Joseph, los hermanos lobo, han estado allí viviendo y llevando una tiendecita mientras esperaban el momento adecuado para seguir en su búsqueda de Colby. Y sabremos más de su estancia allí cuando publique la siguiente novela, en la que también saldrá otro personaje que ha vivido allí, escondido.

Para la Comunidad, es un lugar muy especial. Está protegido por un hechizo que la hace invisible para los que no saben donde buscarla. Solo se puede llegar si te invitan o te llevan.

¡Ah! Olvidaba a otro los personajes que han pasado por ahí y salen en otras historias, como es Jerrad, el dragón. Aparece en El Guardián, Dagas de venganza y Lobos.

Jerrad es un personaje que me encanta. Un día tengo que hacerle una historia para él solito.

Volviendo a Destruction Bay, la cual me encantó reformar para ser ese refugio secreto de la Comunidad, no es la única ciudad del mundo con esos fines. Obviamente, seria ridículo.

Hay más. Tenía una historia en la cabeza con otra parecida que encontré pero la historia no ha salido, así que se queda en pausa por ahora y ya la mencionaré en su momento.

Creo que es imprescindible para mi universo que existan esas ciudades.

Si tienes más curiosidad por Destruction Bay y su historia, tengo un post en el blog sobre ella. Y también puedes leer todo sobre ella en El Guardián, donde te la describo a ella y sus habitantes.

Espero que cuando salga la nueva novela, descubras más cositas interesantes del lugar.

Y hasta aquí hemos llegado, aventureros. Recuerda que puedes echar un ojo a mi blog, miaventuradeescribir.com, que mis novelas están en Amazon buscando por mi nombre, Eva Tejedor y que puedes echarme una manita invitándome a un Ko-fi.

¡Nos vemos en dos semanas!


¿No tienes que leer? ¿Llegas a casa y todo está cerrado y no sabes qué leer?

¡No te preocupes!

Tengo la fantasía que necesitas. Fantasía urbana de la buena con una buena dosis de thriller sobrenatural y una pizquita de romance paranormal.

¡Perfecto!

Entra en la tienda o búscame en Amazon y encontrarás todo lo que estabas buscando para tú entretenimiento.

¡No te arrepentirás!

Tienes toda una saga para leer. Jack T.R., Kamelot 2.0, El juego de Schrödinger, El Guardián, Dagas de venganza y, la última por el momento, Lobos.

¿Qué más puedes pedir?

¿Precio?

¡Están tiradas! Tanto en digital como en físico.

¡Corre a por ellas!

Detroit, la ciudad del Rock

Detroit

Detroit, la ciudad del rock.

Detroit

Detroit fue mi elegida como escenario en El juego de Schödinger. Ya había usado a mis favoritas (Nueva York, Chicago…) y, aunque tengo varias en lista esperando, no podía usarlas para esta novela.

¿Por qué?, te preguntaras, querido lector. Simple. La trama era demasiado oscura para las ciudades que aún tengo guardadas y no eran un escenario adecuado.

Detroit

Detroit, por otra parte, es una ciudad que ha vivido muchos años del motor, como Chicago. No por nada tienen su sede allí firmas como General Motors, Ford y Chrysler. Era un paralelismo que encontraba con Chicago, una ciudad mayoritariamente industrial y eso convertía Detroit en el escenario perfecto para otro asesino en serie.

Detroit

Detroit también es conocida como la ciudad del rock, ya que ahí nació el sello discográfico Motown, con el que cualquier cantante o grupo mataba por grabar.

Detroit

La inspiración para muchas partes de la trama de El juego de Schrödinger salió de la película Seven. Adoro esa película aunque me pone de los nervios y me agobia ese ambiente claustrofóbico que crea el director al rodar siempre lloviendo, en lugares oscuros y cerrados y nunca subiendo la cámara para ver el cielo.

Detroit

Cuenta el guionista original que pensó en Nueva York y su mala experiencia en la ciudad cuando escribió la historia, pero a mí siempre me viene a la cabeza una ciudad más como Detroit. Tal vez sea porque tengo más idealizada Nueva York. Tal vez porque tengo una imagen más gris de Detroit. Vete a saber.

La cuestión es que Detroit ha sido considerada una de las ciudades más peligrosas durante años. Así que meter ahí a un asesino en serie pegaba bastante.

Necesitaba una ciudad con personalidad para esta novela. Necesitaba personalidad si iba a ser escenario de terribles crímenes, conspiraciones y sorpresas finales.

Y, aunque la mayor parte de la acción transcurre en comisaria (la comisaria 63, en el Distrito 18), hay partes donde menciono edificios locales porque me gusta usar referencias reales aunque nunca haya visitado la ciudad.

Le dan un toque especial para mí.

PD. ¡Es Sant Jordi! A los que estéis en Barcelona, disfrutad del día grande del libro. Que sepáis que muero de envidia.  Y si quieres un libro guay para regalar hoy, recuerda que aquí están los míos.

Nueva York, el cine y la literatura.

nueva york cine literatura

Nueva York, el cine y la literatura.

La relación de Nueva York y el cine es más estrecha que la del séptimo arte y Hollywood.

Allí es dónde están los estudios de cine más conocidos pero es Nueva York el escenario de la mayoría de las películas rodadas y por rodar.

Nueva York ha sido la inspiración de miles de guiones de cine, ya fuera de acción, fantástico o romántico. Daba igual.

¿Quién no recuerda Algo para recordar y sus escenas en el Empire State Building? ¿O Taxi Driver? ¿Cuándo Harry encontró a Sally? ¿Manhattan? ¿Desayuno con diamantes? ¿Gangs of New York? ¿Armas de mujer?

nueva york cine literatura

¿Ves? Nueva York y los neoyorkinos tienen fama de ser bastante peculiares. Y han hecho hincapié sobre ese extraño orgullo en sus series, como Sexo en NY, Daredevil, Jessica Jones

nueva york cine literatura

Yo he crecido viendo muchas (probablemente demasiadas…) películas y series, algunas mil veces (no había internet, fíjate… el neolítico…) y crecí viendo esos escenarios. Era lógico que, cuando empecé a escribir, me resultara más fácil ambientar mis novelas en suelo estadounidense que español.

No me entiendas mal. Adoro España. Adoro Málaga y Andalucía y para mí no hay nada más bonito y acogedor que mi ciudad. Con sus cosas buenas y malas. Que en todos lados cuecen habas.

Pero para escribir, al otro lado del charco. Hasta que se me pase.

Y, después de ambientar Jack T.R. en un oscuro Chicago, Kamelot 2.0 vino en un más luminoso y glamuroso Nueva York.

No había mejor escenario para colocar la torre Kamelot que en mitad de Manhattan. Ni mejor ciudad para tener al heredero de la fortuna P.Drake.

Es de Nueva York de donde es expulsado Arthur, cuando su padre lo envía a Londres a estudiar para alejarle de los problemas que causaba siendo adolescente. Y es a Nueva York donde regresa cuando Merlin decide “secuestrarle” en Brujas y traerle de vuelta para recuperar las riendas del negocio familiar antes de que su hermana Morgan le dé por destruirlo todo.

Así regresa también a las intrigas familiares que odia y a un tesoro secreto del que ni él sabía que se ocultaba en la torre.

Excalibur.

Nueva York es un sitio fantástico para cualquier historia.

Lo que me recuerda… también ha sido el escenario de El décimo reino. Nada como esa intro con la ciudad convirtiéndose en el paisaje de un cuento de hadas.

 

Planificar y escribir tu primer borrador.

Muy bien, yo no se el resto pero para esto (bueno, para todo) siempre he sido una desordenada.

Cuando escribo, cuando empiezo a planificar una historia, soy bastante desorganizada. Lo soy en esto porque lo soy en casi todo lo que hago. Imagino que esa es la razón. Si eres ordenado y organizadísimo en el resto de tu vida cotidiana, también lo seras en esto. Yo no, así que… no tengo organizada ni la estantería de mis libros… eso si, se donde esta todo.

Mi desorden es tu orden.

Pero desorganizada y todo, hago lo que todo el mundo cuando va a empezar a escribir. Primero, tener una idea, después planear alrededor de esa idea y, por ultimo, escribir el borrador.

Las dos primeras partes son las más divertidas.

Esa idea (en ese momento absolutamente genial) que apuntas en un papelito, libreta o lo que sea para que no se te olvide y a la que das mil vueltas antes de empezar a planear toda tu historia. Ese es uno de mis momentos favoritos. Y ahí se decide muchísimo.

Es en ese instante cuando decides si tu historia va a ser de intriga, de risa, un romance… si va a tener un final feliz o, por el contrario, tendrá un final de tirarse de los pelos.

En ese momento, tu historia puede ser cualquier cosa que tu imagines. Por eso es mi parte favorita.

Yo me paso días (imagino que los demás también) contemplando todos los escenarios posibles antes de elegir el que mas me gusta.

Y cuando eliges… ¡es el momento de planear e investigar!

Aquí es cuando decides el resto. Donde sera, en que época, tus personajes, sus vidas, su propósito y su papel en la historia…

Dependiendo de como sea la trama elegida, necesitaras más o menos ayuda para ello. Mis dos favoritas para investigar, antes de documentarme en serio, son Google y Wikipedia. Ojo, solo para empezar a documentarte. Hay cosas que, obviamente, necesitan documentación más completa. Libros, referencias, artículos, lo que sea necesario. Pero para orientarte están bien. Y Google maps es divertida para ver ciudades y escenarios que no puedes visitar en ese momento.

No lo he dicho, pero esta claro que mientras haces todo eso hay que ir tomando notas de todos los colores y organizándote a tu modo. Yo hago fichas, esquemas, resúmenes enanos, resúmenes más extensos… Muy desorganizado todo, pero a mi me funciona así. Intente organizarme una vez y acabe más perdida XD.

Y cuando ya tienes todo (o crees tenerlo) es el momento de escribir ese borrador. A partir de ahí, ya es otra historia, nunca mejor dicho.

Si sois de los que necesitáis ser organizados para hacer esto aquí os dejo unos post con consejos para ello.

Todo esto es muy relativo. Cada cual debe organizarse de la manera que sea más cómoda y se adecue mejor a sus horarios. Es cierto que hay que imponerse una disciplina, hacerte tú mismo tu rutina para escribir, o, por cansancio, pereza y mil cosas más, no lo haces. Pero siempre que sea la que más se amolde a tu forma de ser. Esos consejos son solo eso, consejos. Mezclalos, coge los que mejor te funcionen y úsalos.

PD. También podéis encontrar más consejos sobre esto en la versión premium de El oficio del escritor, de Alejandro Quintana. Muy recomendable.